“Primero, lo primero”: la prevención es salud

la prevención es salud

 

Con demasiada frecuencia, organizamos nuestras prioridades de forma equivocada. Anteponemos las obligaciones profesionales, laborales y familiares al cuidado de nuestra propia salud cuando, paradójicamente, es nuestra buena salud la que nos permite hacernos cargo del resto de obligaciones de forma eficiente.

Además, todos buscamos la prosperidad económica que nos permita una vida segura y confortable, y nos enfocamos tanto en ello que olvidamos con la misma frecuencia de que la primera condición para una vida confortable es nuestra buena salud. Aquí tenemos la segunda paradoja; no podríamos emplearnos tan a fondo en la búsqueda de la prosperidad si no contásemos con la salud para hacer frente a ello.

 

Estos argumentos son suficientes para reflexionar sobre cuál debería ser el orden correcto de nuestras prioridades.

El cuidado de nuestra salud debe situarse en el primer escalón de la pirámide; no hay excusas, ni siquiera  la excusa  económica, a la que tantas veces recurrimos para justificar lo que no nos apetece hacer, porque cuidar de nuestra salud es GRATIS.

Y es GRATIS, porque la mejor fórmula para cuidar de nuestra salud es LA PREVENCIÓN. Disponemos de forma gratuita de muchas herramientas para prevenir enfermedades, como lo son una alimentación saludable, el ejercicio físico, el control del estrés y los buenos hábitos, como son los chequeos médicos y las revisiones periódicas.

 

Así mismo, en lo que a salud bucodental se refiere, prevenir siempre es la opción más cómoda, la más barata y la más saludable de todas. La buena salud bucodental es calidad de vida y está siempre a tu alcance.

¡No llegues tarde, estás a tiempo!

 

Contacta con nosotros y consúltanos lo que necesites sin compromiso.

 

 

No hay comentarios

Publica un comentario